Home / Artículos de Traducción / El diseño de una página web y la importancia en su traducción

El diseño de una página web y la importancia en su traducción

Hace poco empecé un nuevo curso de especialización sobre la traducción de páginas web, puesto que me encantan las tecnologías y porque quisiera poder especializarme un poco más en un ámbito de la traducción en pleno crecimiento. ¿Quien hoy en día no tiene una página web o un blog?, ¿Qué empresa en la actualidad no tiene su propia página web?

En éste curso impartido por Aulasic, estamos aprendiendo algunas de las bases teóricas y metodología sobre cómo acometer dichos encargos. Como en otras especialidades de traducción, en esta concretamente, no basta con tener un buen nivel de idioma… sinó que también hay que tener claros algunos conceptos sobre la web.

 

El Diseño de una página web

 

Los seres humanos utilizamos un lenguaje y unos canales para comunicarnos. En éste sentido, cuando hablamos de una página web se podría decir que hay varios tipos de idiomas (html, html5, xml, css, java, flash o php) que se utilizan para escribir (diseñar) una página web. En éste caso, el método o canal de comunicación que un cliente verá será la página web como tal… y en última instancia el producto final es aquel contenido que podemos ver y valorar.

Desde el punto de vista de la traducción de páginas web, las empresas o particulares han de preguntarse si su página web está preparada para ser traducida de manera efectiva. En muchos casos, el factor lingüístico se considera a posteriori por lo que la traducción de una página web se suele complicar bastante. Esto implica que en muchas ocasiones, se prepara la web para un público concreto… y que su traducción se realiza sobre ese primer diseño único que no se deja listo a posteriores actualizaciones lingüísticas.

 

La página web plurilingüe

Cuando se habla de páginas web plurilingües, se habla de aquellas páginas que pueden ser visitadas en varios idiomas. Para que hagamos nuestra labor eficientemente, tenemos que considerar algunos aspectos de la web que serán objeto de traducción del encargo. Así pues, hablamos de aquellos datos que serán traducidos en un sitio web.

  • Elementos de la información: Son aquellos elementos textuales, en su mayoría, que componen el apartado de contenido web. Estos pueden ser desde posts a elementos gráficos que contengan algún tipo de mensaje textual incorporado.
  • Elementos gráficos y multimedia: No hace falta ir muy lejos para adivinar que se trata de cualquier elemento gráfico que podamos encontrar en la web. En éste segmento podemos encontrar desde una simple foto en formato .jpg a archivos más complicados como lo pueden tipo .flash
  • Elementos de programación: Los elementos de programación son aquellos que permiten a las páginas web tener un aspecto y unas funcionalidades. Un ejemplo podría ser las imágenes que van pasando, lo que se suele llamar el slider. 

 

La importancia del texto original

Ya hemos hablado sobre aspectos de una página web que se pueden traducir, pero ¿Qué podemos decir de la redacción del texto original? Esta reflexión viene a partir de mi actual experiencia como traductor de páginas web. Para que una web quedé bien traducida, el texto original que entrega el cliente también debe de estar bien redactado… puesto que, de no ser así, la tarea se complica muchísimo.

Parece mentira, pero si no se redacta bien una página web esta puede ser, simplemente, incomprensible tanto para el profesional que nos traducirá la página web como para cliente final. De hecho, el cliente tendrá que tener esto muy en cuenta; ya que el resultado dependerá mucho de que el original esté bien redactado.

El traductor, a no ser que lo pida el cliente, no será responsable de la mala redacción del documento… y por lo tanto tampoco será responsable de su revisión y corrección a menos que el cliente lo pida. Es aconsejable, pues, que antes de realizar cualquier traducción de un documento web, se solicite también que se supervise para corregir errores y evitar que la traducción no tenga el resultado requerido.

¿Es un gasto extra para el cliente? Sí, pero también lo será después si se tiene que hacer después de haber traducido el documento una primera vez… porque es más tiempo empleado para el traductor, más archivos que supervisar y retraducir… por lo que significará más trabajo para el traductor.

La traducción web y cualquier otra especialidad esconden aspectos que muy pocos conocen, para que una página web esté bien traducida todos los aspectos mencionados anteriormente deben de tenerse en cuenta. Piensen que un mensaje bien dado, y un producto bien ofrecido son síntomas de madurez empresarial… y de un carro de compra lleno.